Páginas vistas en total

lunes, 29 de agosto de 2011

algo confusa

Tenía claro mi futuro,

aprovechar bien el tiempo,

que se consume, cual puro,

cuando bien azota el viento.


Después de aquel malgastado,

que no supe bien llevar,

mi mente se ha colapsado,

me vuelve a tocar pensar.


Voy en contra a mis principios,

principios de una mujer,

que no ha vivido mucho,

pero aprende del ayer.


Sin embargo, cuando pensaba,

que al fin había madurado,

mi lado de adolescente,

escogió bien su amado.


Odio tener que decidir,

cuando al bueno, hay que hacer daño,

pero paso de mentir,

que me recuerda de antaño.


Así que opto por arriesgarme,

pese a que pueda perder,

todo lo que he jugado,

sin nada ganar, ni a nadie vencer.


Puede que sea una idiota,

por decisiones tomadas,

pero soy adolescente,

y ando algo anonadada.


Estoy harta de escuchar,

las ideas sin sentido,

que entienden por el amor,

compartir el apellido.


Amor a primera vista,

dicen algunos que sea,

más yo no creo que en los ojos,

se encuentre, lo que se desea


yo creo más que reside,

en una conversación,

que alguien en ella anide,

un poquito de pasión.


Y sin querer darte cuenta,

son esas conversaciones,

las que cuando cierras los ojos,

hacen que tú, reflexiones.


Decir cosas sobre tí,

cuando quieres oir las suyas,

y darte cuenta, que son las mismas,

y no hay nada que te rehuya.


Decir algo y esperar,

ansiosa a lo que conteste,

no hay nada, en la emoción,

a igualarlo, que se preste.


Aún ando bastante confusa,

espero reflexionar,

y si no lo hago, bueno,

que llegue, lo que tenga que llegar.


lunes, 22 de agosto de 2011

la fugacidad de la vida

dificil de comprender,
que esta flor, un día marchite,
hay que dejarla crecer,
aunque quieras, sin querer,
que nadie jamás te la quite.

de las calles infinitas,
ella es la más transitada,
ángeles con sus alitas,
sonríen , y te la quitan,
dejándola abandonada.

cuando empieza, no la entiendes,
y de aquello, no te acuerdas,
cuando acaba, la comprendes,
todo lo pasado, ofende,
y no quieres comprenderla.

siendo joven, quieres tanto,
que la vida se acelera,
de rapidez al espanto,
ya no hay quien la calme el llanto,
ni de momento, manera.

donde las dan, las toman

entran en tu vida, y te sientes presa,
tienes miedo a que te coman,
solo querías sentirte princesa,
más, también en la realeza,
donde las dan, las toman.

tú tienes un corazón,
y ellos lo tienen de goma,
tu perdiste la razón,
les quisiste con pasión,
y para ellos, era broma.

perdiste lo que tenías ,
para ser solo de ellos,
llena de melancolía,
te desgastas día a día,
al jugar con tus cabellos.